ALBERT EINSTEIN, PALESTINA Y SIONISMO 

"La idea de un Estado judío no coincide con lo que yo siento, no puedo entender para qué es necesario. Apareja muchas dificultades y muestra estrechez mental. Creo que es mala". Albert Einstein.

> Este artículo es de 2010 comentando un libro publicado en EEUU en 2009. Lo recuperamos hoy por las discusiones sobre la resolución de la ONIU condenando la ocupación israelí de Gaza, y los 50 años de la Guerra de los 6 días, esto ha dado nuevo énfasis al tema. La posición de Einstein sobre un Hogar Judío en Palestina y del Estado judío (cosas bien diferentes) es conocida y tergiversada. ¿Era sionista o anti-sionista? Si sionista en sentido amplio (y original) es impulsor de un "hogar judío", Einstein impulsaba un "hogar judío" en Palestina en el marco de un Estado bi-nacional, laico, democrático, y por acuerdo. Pero si quiere decir impulsor de un Estado judío (el sentido que tiene de hecho actualmente el término), Einstein era anti-sionista, por tres razones. a) Por principios. Era internacionalista, universalista, anti-nacionalista, es famoso su artículo "Por qué el socialismo" publicado en el Nro. 1 de la reconocida revista marxista independiente norteamericana Monthly Review. b) Por realismo político. Sería más o menos "nos vamos a meter en un problema infernal sin solución, y no hay necesidad" (tenía razón, sin duda), proponía en cambio buscar una solución por acuerdo con los árabes. c) Por la razón judía. Einstein era agnóstico, y al mismo tiempo tenía una identidad espiritual y cultural judía muy marcada, y creía (como muchos judíos progresistas hoy) que el Estado judío, con ejército y limpieza étnica, era todo lo contrario a esa tradición judía, y más parecido al "Egipto de los faraones" que los oprimieron.

ALBERT EINSTEIN SOBRE PALESTINA Y EL SIONISMO - Edward Corrigan [1] 

Hay cierta controversia sobre las opiniones políticas de Einstein, especialmente sobre la cuestión de Palestina y la creación de un Estado judío. Muchos sionistas afirman que Einstein era uno de los suyos. Einstein, sin embargo, era un pacifista, universalista y aborrecía el nacionalismo. [2] El libro recientemente publicado, "Einstein sobre Israel y el sionismo: sus ideas provocadoras sobre el Medio Oriente", de Fred Jerome, (Nueva York: St. Martin's Press, 2009) ha llevado de nuevo las opiniones políticas de Einstein sobre el Medio Oriente al centro de atención. 

La evidencia de la posición de Einstein sobre Palestina y el sionismo se ve mejor en sus propias palabras y acciones sobre el tema. Por ejemplo, Einstein hizo una presentación ante la Comisión Anglo-Americana de Investigación, que estaba examinando la cuestión de Palestina en enero de 1946 y se opuso a la creación de un "Estado judío". [3] 

He aquí una cita del testimonio de Einstein ante el juez Hutcheson, Presidente Americano del Comité: 

Juez Hutcheson: Los sionistas han dicho a nuestro comité que el corazón apasionado de cada judío nunca será satisfecho hasta que tengan un estado judío en Palestina. Se sobretiende, supongo, que deberán tener una mayoría sobre los árabes. Los representantes árabes nos han dicho que ellos no van a permitir semejante cosa, ser convertidos de mayoría a minoría. 

Dr. Einstein: Sí. 

Juez Hutcheson: He preguntado a estas varias personas si es esencial para el derecho o el privilegio de los judíos ir a Palestina, si es esencial para el sionismo real que se fije una disposición para que los judíos tengan un estado judío y una mayoría judía sin tener en cuenta la opinión árabe. ¿Comparte ese punto de vista, o cree que el asunto puede ser manejado sobre otras bases? 

Dr. Einstein: Absolutamente. La idea de un Estado judío no coincide con lo que yo siento, no puedo entender para qué es necesario. Apareja muchas dificultades y muestra estrechez mental. Creo que es mala. 

Juez Hutcheson: ¿No es espiritual y ético - no me refiero a este movimiento sionista en particular, sino la idea de insistir en que se debe crear un Estado judío - ¿no es algo anacrónico? 

Dr. Einstein: En mi opinión, sí. Yo estoy en contra. . . [4] 

Albert Einstein escribió en una carta a los Amigos Americanos de los Combatientes por la Libertad de Israel poco después de la masacre de Deir Yassin en 1948 y se refirió al Irgún - liderado por Menachem Begin, más tarde Primer Ministro de Israel y la Sociedad Stern, donde Yitzhak Shamir, también un primer ministro futuro de Israel, era  miembro - como organización terrorista, y rechazó apoyar a estas "personas engañosas y criminales." [5] 

Albert Einstein, Sidney Hook, Hannah Arendt y veinticinco otros judíos prominentes, en una carta al New York Times (4 de diciembre de 1948), condenaron al partido Lakud de Menachem Begin y Yitzhak Shamir como "fascista" y afectado de "misticismo religioso y superioridad racial". [6] 

En 1950, Einstein publicó la siguiente declaración sobre la cuestión del sionismo. Este discurso fue dado originalmente al Comité Nacional del Trabajo para Palestina, en Nueva York, el 17 de abril de 1938, pero reeditado por Einstein después de la creación de Israel. 

"Yo vería mucho mejor un acuerdo razonable con los árabes sobre la base de vivir juntos y en paz, que la creación de un estado judío. Aparte de las consideraciones prácticas, mi conciencia de la naturaleza esencial del judaísmo se resiste la idea de un Estado judío con fronteras, un ejército y una medida de poder temporal, por modesta que sea. Tengo miedo del daño interno que sufrirá el judaísmo, especialmente por el desarrollo de un estrecho nacionalismo dentro de nuestras propias filas, contra el cual ya hemos tenido que luchar sin un estado judío". 

Einstein también rechazó la presidencia del estado de Israel. En Albert Einstein: A Biography (Viking, 1997), Albrecht Folsing comparte la siguiente revelación sobre la oferta a Einstein de convertirse en el segundo presidente de Israel: "Mientras Ben Gurion estaba esperando la decisión de Einstein, preguntó a su asistente, el futuro presidente Yitzak Navon, tomando una taza de café: «Dime qué hacer si dice que sí, he tenido que ofrecerle el puesto porque era imposible no hacerlo, pero si acepta, sí que estamos en problemas».

Einstein escribió a su hijastra Margot después de declinar la presidencia de Israel. Dijo: "Si fuera presidente, en algún momento tendría que decirle al pueblo israelí cosas que no les gustaría oír". 

Einstein participó en el Decimosexto Congreso Sionista en 1929. La Organización Sionista Mundial (WZ0) mencionó a Einsteiny describió esto en un documento publicado en 1997. Es bastante revelador y WZO debe saber quién era y quién no era sionista: 

El Decimosexto Congreso Sionista (1929) decidió el establecimiento de la Agencia Judía para Israel, que sería un órgano conjunto de la Organización Sionista Mundial y aquellos conocidos como "no sionistas", en la creencia de que todos los judíos querrían participar en la construcción de la Hogar Nacional. Al concluir el Congreso, se reunió la Junta de la Agencia Judía. De sus 224 miembros, 112 eran sionistas (miembros de la Organización Sionista Mundial), incluyendo al Prof. Chaim Weizmann quien fue elegido Presidente de la Agencia Judía, Nahum Sokolow, Menahem Ussishkin, Shemaryahu Levin, David Ben-Gurión, Rabí Uziel; Los 112 miembros "no sionistas" incluían a Louis Marshall, Shalom Asch, Albert Einstein, Leon Blum y miembros de la familia Rothschild. 

Para citar un comentarista: "La oposición de Einstein a Israel fue ampliamente conocida y reportada durante su vida. En realidad, el mito del apoyo de Einstein a Israel nació al día siguiente de la muerte de Einstein en su obituario en The New York Times, que escribió desvergonzadamente que"alentaba" el establecimiento del Estado judío. Esto contradecía décadas de informes documentados. Jerome ofrece algunos ejemplos, incluyendo un artículo de 1930 titulado "Einstein ataca la política británica de Zion", un artículo de 1938 que indicaba que Einstein estaba "Contra el Estado de Israel en Palestina "y un artículo de 1946 que declara que Einstein" rechaza el Estado judío ". Está claro que Albert Einstein no apoyó al sionismo político y se opuso a un "Estado judío" basado en una base étnica o racial. Sus opiniones políticas eran notablemente consistentes y apoyaban los derechos humanos universales. Se oponía a la guerra y al nacionalismo étnico chauvinista. Hoy Einstein es venerado como un icono político y científico. Sin embargo, muchos desafortunadamente olvidan sus sabias palabras sobre el tema de Palestina y su conflicto con el sionismo político. 

[1]. Edward C. Corrigan es un abogado certificado como Especialista en Derecho de Inmigración y Ciudadanía e Inmigración y Protección de Refugiados por la Sociedad de Abogados de Canadá Superior en Londres, Ontario, Canadá. Puede ser contactado en corriganlaw@edcorrigan.ca o al (519) 439-4015. Ha publicado numerosos artículos sobre temas relacionados con Oriente Medio y la Ley de Ciudadanía e Inmigración. 

[2]. Vea por ejemplo "Cómo Einstein dividió a los judíos de América", por Walter Isaacon, The Atlantic, diciembre de 2009.Este es un interesante artículo sobre la visita de Albert Einstein a América en 1921. Refleja los puntos de vista de Einstein sobre el sionismo y la rivalidad entre Weizmann y Brandeis. Sin embargo, no entra en gran detalle en las opiniones de Einstein sobre el sionismo, pero es una pieza de período bien escrito. El autor escribe, entre otras cosas, lo siguiente: "Entre las preguntas de Einstein: con sus dones intelectuales, ¿por qué deberían los judíos crear una patria que fuera principalmente agrícola? ¿Por qué tenía que ser su propio estado-nación? En lugar de la solución? 

[3]. "Einstein en Israel" revela una historia esencial de debate sobre el sionismo y un estado judío, por Adam Horowitz, Mondoweiss, 28 de mayo de 2009. 

[4]. Ibídem. 

[5]. Ver http://www.ifamericansknew.org/history/einstein.html 

[6]. La carta del New York Times se reproduce en Prophets Outcast: A Century of Dissident Jewish Writing sobre el sionismo e Israel, editado por Adam Shatz, (New York: Nation Books, 2004), pp. 65-67.

Entradas más populares de este blog